lunes, 3 de marzo de 2014

Locura del deshabitado


Venero por encima de la espesura el erotismo de tu sonrisa,
pues en ella hallo destellos de una magia incomprensible,
una magia turbia y olvidada, onírica;
una guerra con lo irreal y lo tangible.

Cada chispa de sequedad se recubre con tu espuma de mar,
pues en tus ojos hallo agua, viento, tierra, libertad,
son dos ventanas a un océano sin final.
son dos témpanos afilados, cálidos, desprovistos de frialdad.

Así pues, me hallo testigo del suicidio de cientos de rayos solares,
creyendo que eres la luz que les ha engendrado, a ti van, pero no vuelven,
es tu piel tan imposible, que duermen, y calientan tus caricias cuál rosales,
bellas al verlas, bellas al olerlas, pero duras al tocarse, pues no son por siempre

Y sin embargo, rompo una tierra y un mundo por encontrar una respuesta!
¿Qué es esta estaca que se remueve en mi, de manera cruel y dulce?
Quizás sea un sueño, pero aunque mis ojos abro, mi alma no despierta,
no cabe esperar tu voz por verte, siempre y cuando mi piel te busque.

Y si hay fuerza que acontezca a hablar, que calle,
que no diga nada, que no me despierte ni me sane,
que herido me hallo, pero muerto aún no me veo,
prefiero ser esclavo de ello, que no ser reo.

Quizás no se pueda navegar en una embarcación  hecha pedazos,
pero sus fragmentos flotan de la misma manera.

2 comentarios:

Insomnio dijo...

En la entrada anterior, por mi torpeza, desvelé mi anonimato. Pero ya que esta es la cuenta que utilizo para escribir, seguiré apareciendo con ésta.
Últimamente me gusta leerte porque me haces recordar sensaciones que necesito sentir cerca, no estoy pasando un buen momento y,leer cosas así, alienta. Sigue así, de verdad :)

Vicent Maganer Ripoll dijo...

En absoluto te excuses por ser anónimo o no, pues ello denota naturalidad, quizás la más bella de las cualidades humanas.

Y si cualquiera de mis textos te ayuda/hace rememorar buenos tiempos/te permite simplemente evadirte ya me siento realizado compartiendo esta pieza.

De todas formas, si no pasas un buen momento, escribe, y si necesitas hablar, solo pon un comentario una manera de contactarte y con gusto escucharé.