sábado, 24 de septiembre de 2011

Quien quiera que sea el último romántico...

-¿Sabes? Podría prometerte mil mentiras, mil historias, ofrecerte cientos de cosas imposibles, abusar de las metáforas, o decirte que soy un mago capaz de darte todo aquello que pidieses, pero no puedo.
-No pasa nada-Dijo ella, abrazándole bajo el techo de aquella caseta. Fuera, nevaba.
-Sin embargo...-Continuó él.
-¿Si?
-Hoy puedo prometerte el mundo entero, todo, para ti.
-Ella le miró a los ojos, y sin hacerle caso, siguió apretando su cara contra su pecho.
-Hablo en serio.
-Déjalo, de veras. No rompas la lealtad de tus propias palabras.
-No lo hago-Y con cuidado sacó un sobre en el que se leía "Un mundo".
Ella lo cogió y se separó unos centímetros de él.
-No puedes darme el mundo-Dijo justo antes de abrir el sobre. Al hacerlo encontró en su interior una foto de ella, sonriendo, con un mechón de pelo negro en su frente.
-No entiendo...-Repuso, confundida.
-Eres todo para mi. Si respiro, es para tener unos segundos mas a tu lado. Si duermo, es para acelerar el tiempo para verte. Si ando, es para recorrer cualquier lugar, con tal de acercarme a ti. Si simplemente me niego a rendirme, es para que entiendas que por tu parpadeo lucharía mil guerras. Tú, y solo tú eres mi mundo. Y si tu eres mi mundo, mi planeta, mi tierra, mis valles, mis ríos y mis montañas, puedo darte a quién quiera-Y al terminar abrazó a la llorosa chica por detrás, acomodando su barbilla en su hombro. Ella observó la foto, tiñéndola de lágrimas y sal.
-No obstante-Dijo al cogerla de los hombres y darle la vuelta-Mil poetas podrían escribir sobre ti, o decenas de pintores podrían pintarte, y hasta incluso cientos de escultores podrían imitar tus formas. Aun así, tendrías razón, no puedo darte mi mundo. Como tú solo hay una, y por ello nunca podré encontrar nadie así.

3 comentarios:

Lunnaris dijo...

Qué romántico... mientras leía no he podido evitar sonreir de medio lado. Ya no los hay así, parece que estamos extinguidos o algo por el estilo. Maldito siglo XXI...

¡Muchas gracias por este texto tan bonito!

Memória de Elefante dijo...

Neste texto está a ventura como na folha nova a Primavera.

Um beijo

byztorr dijo...

buen blog...muchas felicidades