lunes, 14 de febrero de 2011

Fragmento de Versia-2

-Bergskan...quizás deberías saber que en mi tiempo, cacé mas de un dragón, allí en Lunaterra...-La voz de Glornik era del más puro arrepentimiento.
-Y dime guerrero-El dragón no le dio importancia al comentario de Glornik-¿Conseguiste algún premio a tu valía que llenase tu alma, o fue solo para demostrar que podías con lo que queda de la especie mas poderosa de todas?
-No fue mi culpa la mayoría de veces...y si, como insinúas, todos ellos eran dragones del nuevo tiempo. Sin cuernos, y en su mayoría jóvenes.
-El mas cobarde de los actos, es, anticipándome a tus motivos, enmascarar el mal con un buen propósito. Mataste criaturas que no atacarían nunca al noble clan de la luna. Considérate un asesino.
-¿Y vosotros, que en la antigüedad jugabais a ser Dios y atacabais a las aldeas en manadas? Leí mucho en mi infancia, y se muy bien lo que hacíais, y te informo que hasta hace unos años, aún quedaba un dragón antiguo.
-Eso hizo levantar a Bergskan. Abrió sus alas y se adelantó hacia Glornik. Éste dio marcha atrás, hasta quedar aprisionado contra la pared, frente al dragón, y franqueado por sus alas. Glornik no temía la muerte. Temía herir el solitario corazón del dragón.
-Habladme de ese suceso.
-Yo no creo...
-¡He dicho!
-Glornik suspiró, miró al suelo, y empezó a relatar:
Fue un encargo de Thankuol. Un dragón anciano de inmenso poder se encontraba asentado junto a sus crías en unas montañas próximas a la frontera entre Las tierras salvajes y Lunaterra. Se decía que había raptado mas de un lobo por equivocación y con ellos había alimentado sus vástagos. Yo fui el encargado de finalizar con ello, de la manera más sangrienta posible. Al llegar a la montaña, al ir solo, pude elegir la estrategia. Decidí atacar de frente, como buen soldado que era. Mi mayor sorpresa fue verlo, grande como un castillo, mucho mas que tu, gigantesco. Dos cuernos enormes como casas coronaban su frente. Estaba durmiendo, y junto a su cabeza, huevos. Se trataba de una hembra-Al decir esto, Bergskan enseñó los dientes, y apretó las garras al suelo.
-Al acercarme a ellos con mi espada desenvainada, encontré un enorme mazo mágico, probablemente de algún gigante cazador de dragones.
Lo recogí, y aunque mi corazón latía con el sonido del estallido de un volcán, me acerqué al dragón. Al rozar solamente un huevo, se despertó, y al tirar la cabeza hacia atrás y ver llamas en su boca, me oculté en el primer cuerpo que vi. La dragona no disparó. Me parapetaba tras uno de sus huevos. Enseguida pareció comprender y me miró a la cara. Sus grandes ojos fijos me cautivaron y su gesto, fue noble y valioso.
-¿Qué ocurrió Glornik?-Bergskan ya tenía la cara a unos pocos centímetros del hombre lobo.
-La dragona inclinó su cabeza ante mi, conocedora de mis propósitos, y colocó sus cuernos a mi alcance. Miré mi martillo, y entendí que compraba la vida de sus huevos, a cambio de la suya propia.
-Glornik, dime que no fuiste el asesino de una hembra antigua. ¡Dímelo!
-Sus cuernos estallaron en mil pedazos al primer golpe. No sufrió dolor, y sus crías fueron ocultadas en las tierras salvajes.
-Bergskan esperó unos segundos, con sus grandes ojos fijos en Glornik, aunque mirando al vacío. Al poco se sentó en el suelo, y miró al techo de su caverna.
-¿Sabes que quién mata a un dragón antiguo destrozándole los cuernos, puede devolverle a la vida?
-Glornik suspiró aliviado. Bergskan parecía hasta contento.
-Decidme como, y os ayudaré si me ayudáis.

6 comentarios:

Memória de Elefante dijo...

"Sabes que quién mata a un dragón antiguo destrozándole los cuernos, puede devolverle a la vida?"

A coragem, o amor e a sabedoria são transformadores!


Um abraço!

laqua dijo...

Paso por acá después de leerte en el concurso de Irene Comendador y me encuentro con este fragmento.
Me gusta.
¡Saludos!

Sidrina dijo...

Cada vez me gusta más...pero sigo insistiendo que soy más del dragón.
Biquiños

irene dijo...

Ay por favor ya sabes que me tienes loca con tu Versia, es que a cada fragmento que me entregas es un poquito de alma que recupero, ya sabes que estoy maldita por vendersela al mas terrible ser de los infiernos, jajajaja
Bueno que decirte de esta charla entre amigos... que me ha encantado, pobre de él que se siente fatal por contarle que ha matado a un dragon , a uno de su especia, pero al parecer la cosa tiene marcha atras, a ver si entre los dos se ponen deacuerdo y lo consiguen
Un besazo Vicent, hoy por cierto publique tu relato del concurso, nene, pero que bien que esta
Te adoro cariño, y nos vemos
Irene

Paredes dijo...

"Temia ferir el solitario corazón del dragón"
...deixo um verso da poeta Adriana Calcanhotto
Eu perco as chaves de casa
Eu perco o freio
(...)
um abraço,
meu caro amigo

әsә.әsα.әsσs. dijo...

Vale, hoy reconozco que no me he leído lo que has escrito, que conste que es porque me muero del dolor de tripa, pero prometo que lo leeré, y ya te adelanto que me gusta fijo.

Yo creo, como mi querida amiga Liz, que hay 364 días más para hacer un regalo, y seguramente sea más especial que justo ese día, más que nada porque no te lo esperas, es una sorpresa agradable, mientras que ayer, todos con pareja ya sabían que ese día iban a tener un regalo, por barato y estúpido que fuese.

Y bueno, respecto a la iglesia creo que ya hemos hablado de ello, aunque sólo creo, y, aunque sé que llegaríamos a alguna conclusión común, nos costaría. Aún así, es un tema muy bonito para debatir...

Un beso.